domingo, 9 de agosto de 2009

No perdamos el rumbo


No fue extraordinario partido el que se jugo hoy en el San Martín, pues a pesar de la vehemencia que caracterizo al equipo celeste en el primer tiempo, el segundo fue el homicida de dicho calificativo para el fútbol que exhibió el equipo del "Ciego".

El raudo movimiento ofensivo que mostró Cristal en el inicio de juego se reflejó temprano en el marcador. De un tiro libre cobrado por Lobatón, que Gonzalez deja pasar astutamente entre sus pierna para que Renzo Sheput se la encuentre y sin pensarlo envié el balón a las redes contrarias, se produjo el primer tanto, el festejo fue el de siempre, un beso en el escudo, que enamora a la hinchada, pero que no la convence, pues aun faltaba mucho por jugar y el partido anterior nos dejo con ciertos complejos de saber si se puede o no, con ese equipo, o con esa hinchada dividida.

Cristal no dejo de buscar el aumento en el marcador y tuvo varias claras con deficiencia en la definición, la opción mas cercana fue un tiro de Hurtado, a los 16 minutos, que el meta Daniel Ferreyra logra desviar al corner.

Diez minutos mas tarde Roberto Palacios, por la banda izquierda cede al medio para el ingreso de Edwin Perez, quien le pega con potencia y dirección, el esférico siguió una curva muy pocas veces vistas partir desde los chimpunes del volante, la celebración fue efusiva, titulares y suplentes confundidos en un mismo abrazo, las tribunas llenas de algarabía, pero sin soltar esas dudas que nos dejaron los partidos pasados, peor aun siendo todavía el primer tiempo.

Estábamos 2-0 ya, pero aquel marcador que antes significaba una goleada segura, hoy despierta nuestros miedos y nos hace pensar en el amargo final que tenemos que vivir nuevamente por la apatía de los jugadores y quizá también por las divisiones en las tribunas.

Nuestros temores aumentaron cuando Cruzado y Barreto se fallaron las mas claras para el cuadro chimbotano, siendo la de este ultimo un garrafal error, solo ante el arco a disposición la manda afuera como evitando la explosión de una hinchada cansada de vivir partidos inseguros ante rivales que antes no eran problema alguno, mucho menos de locales.

El entretiempo sirvió para recuperar la fe perdida en las tribunas y en la cancha, pero 15´minutos no bastaban para dicha tarea, el segundo tiempo ya nos sorprendía entre persignios y oraciones.

La complementaria se inicio junto con el primer susto para los celestes, Cruzado nuevamente arremete ante los defensas rimenses, que le hicieron la labor mas fácil, y queda cara a cara con el meta Heredia, quien finalmente se queda con el balón.

Cristal ya no intentaba, parecía que las ganas se acabaron, parecía que la historia del último partido se iba a repetir. Prado sin ideas por las bandas, Lobatón sin levantar su juego, Sheput con un cansancio que no se entiende, no por no haber corrido, sino porque su juventud y su historial futbolistico no explican porque ahora se convirtió en un jugador de 70 minutos, y aveces menos.

A los 66´el ingreso de Sanchez por Sheput parecía poner mas ganas al equipo, pero esto solo duro unos minutos, Galvez jugaba como local, solo que sin hinchada y con el marcador en contra, y con esas dos debilidades Cristal no pudo "humillar" a su rival.

A los 79´ la defectuosa definición de hurtado, luego de un garrafal error de Gamarra, evidencia su leve bajón futbolistico, Cristal ya no buscaba, y cuando la fortuna lo encontraba lo desperdiciaba y a eso el hincha celeste no le puede encontrar valor alguno.

Los partidos duran 90 minutos, y jugando 45´minutos bien y 45´minutos mal no se pueden ganar los partidos y si los ganas, como fue el caso, el hincha ni el comando técnico podrán pensar en campeonar, ya que la suerte no es gran guia, simplemente por su falta de lealtad.

Cristal es un equipo grande y no esta acostumbrado a regalar ni un minuto al rival en la cancha ni de visita y mucho menos de local, es por ello que la disconformidad de la hinchada aun se mantiene a pesar de los tres puntos sumados hoy, pues la lectura del partido es simple, Cristal gano por las definiciones erradas de rival.

Con esta victoria nos ubicamos en el puesto diez con 36 puntos y con la ilusión de seguir subiendo la próxima fecha cuando enfrentemos en Arequipa al complicado Melgar, rival con quien tenemos deudas que saldar, ya que en la primera ronda nos ganó en nuestro estadio alargando una pesadilla que pareciera aun no acabar.






1 comentario:

davidalonso dijo...

Hola como vas?¿

Te agregue a mis 2 msn aceptame si

Muy buen blog es interesante!

saludos t espero en:

www.sevillafcelmejor.blogspot.com